sábado, 18 de mayo de 2013

La Guía del Espíritu Santo: Complemento de la Biblia



Todo cristiano se rige o se guía por lo que dice la palaba de Dios escrita, es decir la Biblia. De modo tal que todo lo que está escrito ahí y es de cumplimiento actual es la brújula del cristiano. A través de la Biblia es que el siervo de Dios dirige y encamina su vida. Pero ¿qué pasa si es que la Biblia no aclara bien sobre un tema en especial o no tiene un consejo especifico que se necesita saber?. Ahí es en donde entra la acción del Espíritu Santo.
Después de la muerte de Jesús vino el Espíritu Santo para guiar a todo aquel que quiere hacer la voluntad de Dios. Y eso se cumple hasta hoy en día. Es decir hay un Espíritu que es el encargado de ayudar a aquellos que quieren hacer la voluntad de Dios. Este Espíritu viene como un complemento de lo que está escrito en la Biblia. Por eso, lo que no aclara o no dice la Biblia y es necesario saber, el Espíritu Santo lo aclara o lo dice. ¿Cómo hace eso?. A través de las guías, orientaciones e inspiraciones del Espíritu Santo. El Espíritu Santo da ideas, inspira, orienta, convencer del error y del acierto y por supuesto enseña lo que la Biblia no enseña o no aclara bien.
Entonces el cristiano no se guía solo por lo que dice la Biblia escrita sino también por lo que orienta, inspira, y dice el Espíritu Santo. Como se puede ver, la palabra de Dios escrita más las guías e inspiraciones del Espíritu Santo son un complemento que permite al cristiano hacer la voluntad de Dios.
Cuando los pastores en las Iglesias hablan de la “voz de Dios” se refieren a las guías, e inspiraciones del Espíritu Santo.
Dios no dejo huérfanos a los cristianos de hoy. El envió su Espíritu para que ayude a las personas que deseen seguirlo.
El Espíritu Santo no habla con voz humana, no es una voz que dice “hola soy el Espíritu Santo, hace esto, hace aquello”. El Espíritu Santo lo que hace es dar entendimiento sobre lo que se debe o no hacer, osea actúa en la mente del ser humano. En otros trabajos se desarrolla mas este tema de “como habla el Espíritu Santo”, acá no se va a hacer tanta referencia o aclaración como el tema si lo merece.
De manera tal que en las areas de la vida en las cuales la Biblia no dirige, o no orienta o orienta pero es muy general es el Espíritu Santo el que viene a cubrir tal vacio. Eso quiere decir que el cristiano no es libre de hacer lo que quiere en temas en los que la Biblia no dice nada, un cristiano nunca puede decir algo como “la Biblia no dice que fumar es malo por eso puedo fumar si quiero porque es una cuestión no regulada o no aclarada”. El cristiano no tiene libertad de hacer lo quiere con su vida. Porque Dios envió su Espíritu para aclarar las cosas que la Biblia no aclara o no detalla o directamente ni menciona. Entonces el cristiano está obligado a buscar las guías e inspiraciones del Espíritu Santo cuando la Biblia no aclara lo que se debe hacer. El cristiano debe buscar las guías del Espíritu Santo porque estás no vienen solas, hay que buscar tenerlas, hay que demostrar interés por saber qué hacer en determinadas situaciones.
Por todo lo anterior es que en este trabajo se va a hablar mucho de “buscar la respuesta de Dios”, o de “pedir la orientación de Dios” en determinadas situaciones.
Fundamento practico
El fundamento práctico de que el Espíritu Santo el día de hoy inspira y guía a los seres humanos es muy simple y más importante, mucho más que el teórico. Es simple porque es comprobable por la experiencia que verdaderamente el Espíritu santo hace tales cosas. Los días lunes de economía por ejemplo en las Iglesias muchas personas sin instrucción académica alguna o con poca aseguran haber recibido ideas, inspiraciones y guías de lo que tienen que hacer para prosperar, como si alguien desde el cielo les estuviera dirigiendo y dando consejos justos sobre lo que tienen que hacer y lo que no en la vida económica. En los días martes de sanidad por ejemplo muchas personas aseguran que recibieron una orientación del Dios (no del hombre) sobre lo que tienen que hacer para curarse de su enfermedad, sobre la Fe que deben emplear y los propósitos o votos que tienen que realizar para conseguir sanarse. Los días miércoles de espiritualidad por ejemplo muchos miembros de las Iglesias aseguran que entendieron lo que tenían que hacer para cambiar sus vidas como si alguien desde el cielo les estuviera hablando a través del pastor tocando sus problemas personales. Los días jueves de la familia por ejemplo muchos aseguran que recibieron la orientación justa que necesitaban para convertir a sus familiares a Dios. Los días viernes de liberación muchos aseguran que Dios les hizo entender que necesitaban de liberación espiritual, cuando no creían que estaban con problemas espirituales. Y así la lista de testimonios que tuvieron un contacto con las guías, inspiraciones y orientaciones del Espíritu Santo no para.
Pero las guías no solo ocurren dentro de la Iglesia sino también afuera y en aéreas de la vida que para muchos son insólitas y Dios no debería tocar. Una vez por ejemplo una persona contó un testimonio de guía de Dios. Este señor tenía un problema en su vida sexual, no conseguía por ningún medio satisfacer a su esposa en la vida sexual. Simplemente no sabía cómo hacer para que ella tuviera un orgasmo. Por mucho que intentaba no lo lograba. Entonces y para no pasar vergüenza en la Iglesia con el pastor contando su problema, decidió acudir a Dios en oración pidiéndole que lo orienten a través de Su espíritu para saber qué hacer en aquella situación. Cuenta el hombre que después de hacer esta oración comenzó a tener ideas de donde tenía que tocar y cómo hacerlo, osea recibió guías divinas en su entendimiento en forma de ideas sobre el comportamiento sexual correcto. Después de poner en práctica tales ideas es que logro su objetivo y solucionó su problema sexual.
Este fundamento práctico es más importante que el teórico que se va a detallar más adelante porque es comprobable por cualquier ser humano, sea un niño o un hombre adulto, sea un intelectual o una persona sin instrucción alguna. En el caso de los niños, si el chico o chica puede entender lo que le dicen sus padres también podrá sin lugar a dudas entender y comprender la voluntad de Dios, claro que todo de acuerdo a la madurez mental, Dios no le hablará cosas complicadas del mundo espiritual a una persona muy pequeña. Cualquier persona sea o no pastor, puede recibir guías e inspiraciones del Espíritu Santo aun cuando este Espíritu no esté en el interior de la persona. Y se dan en cualquier momento y en cualquiera de las areas de la vida desde la más intima hasta la menos intima.
Cuando algo puede ser comprobado por uno mismo haciendo una prueba es mas creíble que lo que pueda decir un libro o un pastor.
Fundamento teórico
El fundamento teórico es lo que está escrito en la Biblia cuando en diferentes partes de la misma se explica que Dios enviaría a su Espíritu para guiar a los escogidos a toda la verdad. Dios después de la muerte de Jesús envió su Espíritu, ser que viene guiando a las Iglesias verdaderamente cristianas de todo el mundo desde la muerte de Jesús y también a los cristianos en el manejo de sus vidas privadas. Las Iglesias no son dirigidas por hombres sino por un Espíritu que no se ve pero que inspira, orienta y dirige las acciones de los líderes de cada institución. Lo mismo ocurre con la vida privada de los hijos de Dios, estos no hacen lo que quiere sino lo que Dios les orienta a hacer.
Específicamente algunos de los preceptos bíblicos que fundamentan las guías e inspiraciones divinas son: “Enseña: Juan 14:26”, “Guía Hechos 8:29, “Inspira 2 Timoteo 3:26”, “Revela la voluntad de Dios para nuestras vidas Efesios 3:5, “Testifica Romanos 8:16” (versículos extraídos del libro “En los pasos de Jesús” de Edir Macedo).
Lo que piensan otras Iglesias
Es claro que en el mundo cristiano no hay acuerdo sobre esta función del Espíritu Santo, la de “complementar lo que no dice o no aclara la Biblia”.
Hay pastores de otras denominaciones que no creen se debe buscar la guía de Dios. Ellos piensan erróneamente que ya “todo está escrito” y lo que no está escrito o detallado en la Biblia es una cuestión de Fe propia. Osea si la Biblia no aclara se puede hacer lo que uno quiera. Para estos el cristiano tiene libertad en su vida personal y su obligación principal es solo cumplir con las reglas que están escritas en la Biblia y nada más. Claro que desconocen la veracidad actual de los fundamentos teóricos que están en la Biblia y que demuestran que Dios guía e inspira a través de su Espíritu. Creen que eso solo ocurría en el pasado en los tiempos de los primeros apóstoles pero que hoy no sucede así. Que ya todo está escrito. Y no hace falta buscar ninguna guía de Dios, que para eso está la Biblia.
También hay otro grupo de cristianos que entienden que el Espíritu Santo si da guías e inspiraciones pero que estas solo se reducen a cuestión de manejo ministerial. Este otro grupo piensa que el Espíritu Santo solo viene para dirigir la vida de la Iglesia entendida como institución pero no la vida de los fieles. Eso quiere decir que en las cuestiones en las que la Biblia no aclara o no explica nada el cristiano debe decidir por sí mismo. Es más o menos lo mismo que dicen lo del anterior grupo de creyentes pero con la diferencia de que estos admiten que las guías de Dios existen pero limitadas al manejo y dirección de las Iglesias. Osea que el Espíritu Santo solo dará su guía o dejará oír su voz para temas que tienen que ver con la evangelización, con la consagración de pastores, con la apertura de nuevas Iglesias, etc.. Y no dirá nada sobre temas como, con quien casarse o ponerse de novio, qué ofrenda hacer, qué propósitos tomar, etc..
Contacto
Tengo una página de Facebook llamada “El blog Espiritual de Martin”. Denle click en “Me gusta” para recibir actualizaciones. También ahí pueden dejar sus comentarios y preguntas.
Por correo a martinalbertosanchez@live.com.ar