jueves, 2 de septiembre de 2010

68 - Obediencia

"Aquellos que hacen el trabajo de edificación deben examinar muy bien la manera en la cual edifican. La calidad del trabajo de cada uno será juzgada por el Señor Jesús, en su tribunal". Texto extraido del libro "El perfecto sacrificio", de Edir Macedo pág. 40. Acá el obispo está orientando a todos aquellos siervos de Dios que trabajan desde el altar, ya sea como pastores, obreros, obispos, etc., para convertir a las personas. El obispo dice que deben tener ciudado de lo que hacen para que las personas nazcan de nuevo, por que serán juzgados por Dios. El llamado de antención del obispo tiene como fin hacer entender a los siervos de Dios que no pueden enseñar cualquier cosa, o predicar cualquier cosa para los fieles que están a su cargo. Por eso, deben tratar siempre de buscar la guía del Espíritu Santo antes de actuar. Ya que este es el único que sabe como se deben hacer las cosas y además es el jefe de toda la obra. El empleado siempre cuando llega a su trabajo le pregunta al jefe que debe hacer. Así también debe suceder con quienes se dicen ser "siervos de Dios", es decir que siempre deben estar buscado saber qué desea el Señor que se haga. Y esto no sólo se logra hablando con el pastor encargado o la autoridad encargada de la obra, sino también buscando la opinión de Dios.
Dios no exige que sus siervos sean perfectos al momento de servirle, sino que sean obedientes. Eso es todo. Se puede ser el peor obrero en toda la obra de Dios por que se es nuevo y no se sabe que hacer, no se tiene experiencia en el trabajo en la iglesia ni el la evangelización, pero si se hace la voluntad de Dios, para él está bien. Es claro que esta situación no durará para siempre, ya que el Señor instruirá a su siervo para que el trabajo que le encomiende hacer se realice bien. A Dios le agrada que todo esté bien hecho y ordenado, pero él sabe que los buenos frutos, es decir, aquellos que llaman la atención de cualquiera sólo vienen con el tiempo. No se logran de un día para el otro. Lo importante es siempre tratar de obedecerlo. Lo demás vendrá con el tiempo...

No hay comentarios:

Publicar un comentario